Martí i Pol por partida doble

por carles66

Edicions 62 (noviembre 2013) acaba de publicar por primera vez, de la mano de Roger Canadell y Montse Caralt, el conjunto de poemas que, con el título “Veu incessant” (Voz incensante), Martí i Pol compuso en 1954.  Por diferentes circunstancias, el conjunto no vio la luz tal como lo había ideado el poeta de Roda de Ter y, posteriormente, algunos de los poemas que lo componen fueron editados en otros libros. Así pues, el lector tiene la ocasión de poder leer estos poemas según fueron concebidos originariamente, encontrándose (o mejor reencontrándose) con el Martí Pol de siempre: sensible y observador, lúcido y entrañable, en definitiva, con el gran poeta que fue y seguirá siendo. Quiero compartir, traducido, este poema que, por motivos personales, estos días tengo tan presente:

Sólo nos aislamos en las pequeñas cosas,
en la mínima libertad de las perqueñas cosas,
y ya nos es penoso el retorno.
Porque en los inútiles objetos
inevitablemente cotidianos,
hay todo un mundo no sabido de ternura.

Sólo nos aislamos,
sólo crecemos en las pequeñas cosas:
en el pañuelo,
doblado con mimo en el bolsillo,
en la canción que hemos recordado de golpe,
en el libro ignorado,
en la mano tendida por cualquier acción indefinida,
o en el objeto más íntimo
que nadie podría querer tan intensamente.

Es -no quisiera engañaros-
una evasión hacia nosotros mismos,
hacia la parte más frágil
de nostros mismos,
que es, al mismo tiempo,
aquello de nosotros que más amamos,
y, aún, aquello que más nos alienta a vivir.

Al mismo tiempo, Editorial Mediterrània publica, también en noviembre del año pasado, “Miquel Martí i Pol recitat per Ramon Martí i Pol”, una selección de poemas que, con la recitación de su hermano y las fotografías que acompañan los textos, nos brindan un entrañable oasis de paz, necesario y agradecido en los tiempos que corren. Dos buenas excusas, pues, para gozar con la mejor poesía. ¡Feliz lectura!

Coberta_Marti i Pol_ALTA

Anuncios