Esa puta tan distinguida, de Juan Marsé

por carles66

baixaCon Marsé a uno le da la sensación de estar leyendo a un clásico vivo (y que por muchos años). Por tanto, casi es leer a Marsé más que una novela del autor barcelonés lo que llena nuestro tiempo de un espacio mágico, donde sentirse protegido y en paz. Lumen publica esta nueva entrega (abril de 2016). Barcelona sigue siendo una de las grandes protagonistas de Marsé, al mismo tiempo que el retrato de estos seres marginales que nos emocionan sin necesidad de empatizar con ellos. No son héroes o heroinas, pero tienen tanto de nosotros que, sin que lo queramos, aprendemos a ser más humanos escuchando sus historias, viviendo sus desgracias, compartiendo los sinsabores de una vida que casi nunca es sólo responsabilidad de ellos. Y así Marsé, convertido en personaje, nos explica casi sin querer la historia de Fermín, la del cine Delicias y, claro, la de la pobre Carmen. Tratar de recuperar la memoria de las cosas cuando los recuerdos duelen siempre es un ejercicio de funambulismo que puede resultar peligroso. Y en esto estamos los lectores, en leer a los buenos, a pesar del peligro de caer una y otra vez en la misma trampa. ¡Feliz lectura!

Anuncios