Lo que sé de mis libros

Un espacio para guardar la memoria

El rinoceronte y el poeta, de Miguel Barrero.

baixaSiento especial predilección por los libros que hablan de libros o de los que los escriben. En este caso, fue el impulso que me llevo a leerlo. Un libro en el que la figura de Pessoa y su Lisboa son los auténticos protagonistas. Publicado por Alianza Editorial en octubre de 2017, para mí ha supuesto el descubrimiento de su autor, nacido en Oviedo, en 1980 y que cuenta ya con un buen número de títulos en su haber. La figura casi mítica de un rinoceronte que trajo en 1515 el rey Manuel, la personalidad del profesor Espinosa, el alma de Pessoa que señorea todas las páginas… son ingredientes más que suficientes para recomendar esta novela. En palabras de Muñoz Molina:

 «Miguel Barrero ha escrito una novela en la que la filología se vuelve, en la expresión de Borges, una rama de la literatura fantástica. El viaje a Lisboa de un profesor especialista en Fernando Pessoa se convierte en un laberinto de invocaciones históricas y en un thriller de conspiradores y fantasmas, sin que llegue a saberse quiénes son los unos y quiénes los otros. Pero quien se dedica profesionalmente a tratar con seres que no existen corre el peligro de contagiarse de su fantasmagoría.»

¡Feliz lectura!

 

 

Anuncios

Pepe i jo y Viatge al centre del musical, de J.L. Bozzo

imagesLos amantes del teatro y, en especial, los seguidores de la compañía Dagoll Dagom están de enhorabuena con estos libros del director teatral J.L. Bozzo. Escritos desde la honestidad más sincera (cosa difícil en nuestros días). Los dos libros, cada uno desde la realidad que describen, suponen una radiografía del hecho teatral en sí a la que muy pocas veces los espectadores tenemos acceso. Bien escritos, con la fluidez del que habla de algo que conoce muy bien y ha vivido de primera mano, desfilan ante nuestros ojos ilusiones y frustraciones, éxitos y fracasos, envidia y reconocimientos. Aspectos del ser humano que nos ayudan a conocernos más a nosotros mismos, algo que hay que agradecer en un libro, sin duda. Gracias, pues, a su autor y ¡feliz lectura!

 

 

 

Una ayudita (para variar…)

https://ca-es.ulule.com/la-era-de-la-babosa/

 

 

 

Leer contra la nada, de Antonio Basanta

baixaHe de reconocer que no soy muy partidario de las flagelaciones públicas y de andar limosneando con aquello que uno considera esencial en su vida. Cada cual con lo suyo mientras sigamos pudiendo abrir las páginas de un libro sin tener que pedir perdón. Pero la lectura de este libro, publicado por Siruela este mismo año, es una buena oportunidad para que el mundo oiga aquello que, a pesar de ser evidente, parece sepultado en el olvido. Un elogio de la lectura sabia y apasionadamente explicado, que te deja con un buen sabor de boca porque te reconoces en lo que aquí se dice y no te sientes tan solo. Y que no estamos solos ya lo sabemos, cierto, pero ¡que bien sienta que alguien, de vez en cuando, te lo recuerde! Así que, feliz lectura ésta.

baixa

Por cierto, escuchen este video, y emociónense, caramba.

Amor sin fin, de Claribel Alegría

410f4dc657ba11e7af540eb04a1bba78Otra forma de conocer poetas y su obra son los premios, es decir, aquellos premios cuyo prestigio sabes que no te va a deparar sorpresas desagradables, al margen de los gustos personales. Y es así como he conocido la poesía de la nicaragüense Claribel Alegría, de 93 años, gracias a la concesión del Premio Reina Sofía de Poesía de este año. En su caso, he de confesarlo, su poesía se encuentra alejada de la que yo leo habitualmente, pero a través de las páginas de este libro (Visor, 2016) he sentido sin ninguna duda la emoción y el acierto de quien navega por las aguas de la poesía con paso firme y saber hacer. Una obra remarcable que merecía un reconocimiento como éste y  a la que, sin duda, volveré a acercarme en el futuro. ¡A leer!

 

(…)
Para encontrar verdades
para que asome el alma
hay que escribir con locura.

Los ojos de la niebla, de Raquel Lanseros

013Cuando un poeta que admiras y lees te habla de una poeta que él admira o lee, tienes que hacer caso, aprender de los que saben y leerla tú también. Y ésta es la feliz conjunción que ha ocurrido al leer un servidor el último libro de Joan Margarit en el que se habla de Raquel Lanseros. Y yo que me voy a la poesía de Raquel para disculparme por mi dejadez y comenzar una bonita amistad. Además, y para mayor elogio de la poeta de Jerez de la Frontera (por cierto, os recomiendo su espléndida página web, http://www.raquellanseros.com), cuando uno lee su poesía encuentra ecos de otros poetas amados y, entonces, la dicha es completa. Ah, el libro con el que ha empezado esta aventura está publicado por Visor, en 2008. A leer, por favor.

(…)
Justo entonces comprende
la razón de Walt Whitman.
Y comienza a creer
en ese dios magnánimo y pagano
que está vivo en sus pies,
en sus axilas,
en la hierba mojada
en cada ocaso claro como una madre encinta,
en sus ingles de barro
y en el recuerdo vivo de todo lo que ha amado.

Clàssics per a la vida, de Nuccio Ordine

Voy a dejarles con un enlace que escribí para el blog de mi amigo Jordi Rincón y sus alumnos. Sinceramente, no creo que haya que añadir nada más. Está en catalán, pero seguro que no será un problema.

http://vaixelldodisseu.blogspot.com.es/2017/10/classics-per-la-vida.html

Gloria, de Julio Martínez Mesanza

EL reciente Premio Nacional de Poesía, editado por Ediciones Rialp en mayo de 2016, es un libro bellamente editado y con una poesía que gustará a cualquier lector que valore la sensibilidad y el gusto por la palabra. Dejo como muestra un botón. ¡Feliz lectura!

En la noche del mar no pasa nada,
solo que ladran las redondas olas
y las luces remotas te entretienen.
Porque, en verdad, de asombro no se trata,
de las preguntas sobre las preguntas,
del origen del ser y de esas cosas.
Es acerca de ti, que te defiendes;
tiene que ver contigo lo que pasa,
contigo, que te ocultas con tu culpa,
mientras el mar y sus ruidosas olas
y las luces remotas te entretienen,
y el instante sin nadie te consuela.

Por regiones fingidas, de Felipe Benítez Reyes

baixa (2)Libro maravilloso, por el autor, por la editorial (Interrogante editorial) y por los textos que ambos nos ofrecen. Textos breves, llenos de ingenio, de surrealismo, de literatura en estado puro, de agradecimiento por lo que la inteligencia y el talento pueden ofrecer a nuestra sociedad de hoy en día. Con las palabras de Benítez Reyes aflora la sonrisa del que no es ingenuo pero aún confía en el ser humano. Acabas la última página y te sientes agradecido por el regalo recibido. En Cádiz hay buena gente que merece todos mis aplausos y mi solidaridad con todas sus iniciativas. Amén.

baixa (3)

Les darreres paraules, de Carme Riera

baixaMucho llevaba sin pesearme por aquí. La pereza, madre de muchas de las ciencias mundanales, no me deja ni a sol ni a sombra. Qué se le va a hacer. Pero me saca de mis ociosidades la última novela de la excelente escritora Carme Riera, “Les darreres paraules” (Ed. 62, agosto de 2016). Novela más o menos histórica, centrada en la figura de Luis Salvador de Hausburgo quien, a través de unas confesiones dictadas a su hombre de confianza, nos lleva de la mano por muchos rincones de Europa, nos desvela los entresijos de algunos episodios históricos relevantes y, por encima de todo, nos ofrece literatura de la buena, de aquella que te reconcilia con el mundo. Algo de lo que vamos necesitados. ¡Feliz lectura!